El 99% de ejemplares de una especie de tortuga nace hembra por culpa del calentamiento global

Para muchos reptiles, el sexo no está determinado por los cromosomas, sino por la temperatura a la que se incuban sus huevos. Durante años, esto ha despertado mucha preocupación sobre los efectos que puede tener el cambio climático, haciendo que algunas especies solo produzcan un sexo, llevándoles a la extinción. Ahora, parece que ese día ha llegado para las tortugas marinas verdes del extremo norte de Queensland, en Australia.

Las tortugas marinas tienen una forma de orientación sexual conocida como “dependiente de la temperatura” (TSD, por sus siglas en inglés). Cuando los huevos nacen de la arena, a una temperatura promedio de 29ºC, se produce un 50% de machos y otro tanto de hembras. Pero las temperaturas altas hacen que este porcentaje se dispare hacia el género femenino.

En el pasado, un año particularmente caluroso o frío podría haber producido más de un sexo que el otro, pero para una especie que no se aparea hasta los 25 años, no importaba demasiado mientras que se fuera igualando. Pero el calentamiento global ha creado preocupaciones a largo plazo. En 2014, un estudio descubrió que la mayoría de estas tortugas recién nacidas eran hembras, pero todavía había suficientes machos para asegurar el futuro de la población durante mucho tiempo.

Desafortunadamente, el doctor Michael Jensen, de la Administración Oceánica y Atmosférica, ha descubierto que las cosas son muy serias: las tortugas marinas están en peligro de extinción en la Gran Barrera de Coral. Y esto es un problema, no por la especie en sí, sino porque juega un gran papel en el ecosistema ya que es un gran depredador de medusas.

En el extremo sur del arrecife, el 65-69% de las tortugas son hembras, lo que aún no sería una gran preocupación si los machos se reprodujeran activamente. Lo complicado ocurre en el norte: el 99,1% de las tortugas eran mujeres, porcentaje que era de un 86,1% en edades adultas.

“Las colonias del norte han estado produciendo principalmente hembras durante más de dos décadas y la feminización completa de esta población es muy posible en un futuro cercano“, afirma el experto en Current Biology.

Las tortugas de ambos extremos se alimentan en los mismos lugares, por lo que Michael Jensen tuvo que usar el análisis genético para clasificar dónde nació una tortuga para establecer su sexo. Las mismas áreas de alimentación también reciben tortugas de Nueva Caledonia y otras islas del Pacífico, cuyas proporciones de sexos eran bastantes similares a las de las tortugas nacidas en el extremo sur de la Gran Barrera de Coral.

Las especies TSD han sobrevivido a períodos en los que el mundo era mucho más caliente o mucho más frío, ya que pueden desplazarse a un punto intermedio de temperatura donde las poblaciones están equilibradas. Las tortugas marinas verdes, que actualmente incuban sus huevos durante la parte más calurosa del año, también podrían igualar su proporción sexual anidando en momentos diferentes. Algunas especies de reptiles incluso cambian los cromosomas sexuales cuando les conviene.

Sin embargo, estos cambios no sucedieron tan rápido como ahora, y pueden no ser factibles frente a las altas tasas actuales, que son mucho más rápidas que cualquier variación que hayan experimentado las tortugas en varios millones de años.

Fuente: ¡No Sabes Nada!

Compartinos en...

Comentários: