José López contó que lo instaron a que culpara a Lázaro Báez por los bolsos

El exsecretario de Obras Públicas, José López aseguró que sufrió una “persecución” por parte del gobierno kirchnerista a modo de “venganza” y que por eso lo utilizaron como “chivo expiatorio” encargándole los bolsos con los U$S9 millones. Además contó que una vez en la comisaría, los policías los instaban a que dijera que el dinero era de Lázaro Báez.

Con estos argumentos, el exfuncionario se presentó ante la Cámara en lo Penal de Mercedes en donde pidió una revisión de la condena de un año y siete meses por portación ilegal de arma de fuego. Tal condena se le impuso después de que el 14 de junio del 2016 se lo encontrara con los bolsos llenos de dinero y un fusil en un convento de General Rodríguez.

Así, el acusado, también en la causa de los cuadernos K en donde es arrepentido, aseguró que la noche en que lo detuvieron “no estaba bien en ningún aspecto” y que actuaba “sometido por el terror”.

“Cuando fui detenido estuvo dos noches entre Moreno y General Rodríguez, y luego creo pasé a La Matanza. El personal de seguridad insistía en que dijera que el dinero de los bolsos era de Báez, y que entonces me podría ir, pero no lo hice porque sabía que no era de Báez y pensaba que era una trampa que me estaban poniendo”, confesó el exsecretario.

En contra del gobierno kirchnerista al cual perteneció, López aseguro que lo usaron “como chivo expiatorio, se aseguraron de ponerme a una detención y condena rápida para mantenerme disciplinado pero a la vez para vengarse de mi” y agregó que “una de sus características es la venganza contra quienes consideran traidores”.

También apuntó contra los primeros abogados que tuvo, Fernanda Herrera, Fernando García y Diego Sánchez, aseguró que fueron pagados por Julio De Vido y que actuaban sin consultarle nada a él y sin explicarle las consecuencias de los actos que le pedía que llevara adelante. Relató que tras esposar a una de las camas “los guardias e mostraron dos tarjetas de abogados” y lo hicieron elegir optando por la “abogada hot”.

Al conocer a Herrera, López advirtió su “exposición pública” y entendió “que me la pusieron para hacer un show público destinado a ridiculizarme”. Tras cambiar de abogado, el exfuncioanrio contó que fueron ellos quienes le “indicaron que firmara el juicio abreviado que dio lugar a la condena” pero que nunca le “explicaron las consecuencias perjudiciales que tendría”. Además confesó que se negó a firmar “un abreviado” por el cual se le otorgaba una “pena de seis años”.

Presentando todos estos argumentos en un escrito, José López pidió la nulidad de la condena por portación ilegal de arma de fuego considerando que no tuvo defensa técnica eficaz. Además pidió que la causa se tramite junto con la de enriquecimiento ilícito que está en jurisdicción federal.

El Intrasigente

Compartinos en...

Comentários: