La actividad industrial, en picada: cayó un 8,4% en junio

La actividad industrial cayó un 8,4% en junio en forma interanual y acumuló en el primer semestre un crecimiento del 0,4%, informó este jueves la Unión Industrial Argentina ( UIA), al tiempo que estimó para la segunda mitad del año retrocesos de entre 2 y 3%, por la baja en el consumo y las elevadas tasas de interés.

Respecto de mayo último, la actividad manufacturera verificó un descenso del 5,2%, señaló la central fabril, y estimó que los datos preliminares de julio muestran una desaceleración impulsada por la construcción. Según la entidad, los informes de julio confirman que los despachos de cemento cayeron 7,5% y los insumos para la construcción bajaron 5,9%, en la comparación interanual.

Para el Indec, la caída de junio fue del 8,1% aunque en el primer semestre acumuló una suba del 1%. La baja de junio, de acuerdo con el estudio, se debió fundamentalmente al bajo desempeño del rubro químico y petroquímico (19,3%), en parte por la alta base de comparación y cierres de plantas.

También por las fuertes caídas del sector automotor (13,4%), con fuerte incidencia del paro de camioneros de Brasil y los pocos días hábiles de actividad en ese mes. Asimismo presentaron resultados interanuales negativos los rubros textil, metalmecánica (4,4%), explicados fundamentalmente por caídas en maquinaria agrícola y autopartes.

Sobre la proyección del segundo semestre, la UIA advirtió que “la expectativa a la baja se debe principalmente a la desaceleración de los rubros relacionados a la construcción y la obra pública como también a la agroindustria producto de la sequía que dañó la campaña”.

“A esto se suma el menor dinamismo del mercado interno producto de la merma del consumo y las elevadas tasas de interés”, alertó. Agregó que “se empiezan a reflejar otros factores, como la caída de las importaciones de bienes de consumo y la nueva caída en el empleo industrial”.

“Las exportaciones industriales a Brasil es esperable que continúen una senda de crecimiento, aunque la base de comparación del segundo semestre de 2017 es más elevada en materia de producción”, consideró.

Panorama desolador

En línea con este informe, el presidente de la UIA, Miguel Acevedo, ratificó que la actividad fabril sufrirá una recesión “muy fuerte hasta fin de año o más”, a raíz del ajuste que aplica el gobierno. Desde la óptica del dirigente, el ajuste de las cuentas públicas “tendrá consecuencias negativas para las industrias y las economías regionales”.

Acevedo sostuvo que el Poder Ejecutivo nacional “todavía no ha podido bajar la inflación, que era una de las metas que tenía el presidente Mauricio Macri desde el comienzo de su gestión”, en diciembre de 2015. En declaraciones a radio La Red, indicó además que “todavía tenemos un problema con el tipo de cambio. La corrida cambiaria sigue existiendo, esa crisis la tenemos latente. Y cuando empieza a devaluarse el peso, inmediatamente pega en la inflación”, que en julio trepó al 3,1%, según el Indec.

Cronica

Compartinos en...

Comentários: