Mike Hughes lo ha conseguido: el primer cohete del programa espacial terraplanista por fin ha podido despegar del suelo

Mike Hughes lo ha conseguido. Llevamos meses detrás de las andanzas de este conductor de limusinas con defensor de la ‘Tierra Plana’ que quería lanzarse en un cohete como primer paso en la creación del programa espacial terraplanista, un proyecto que demostraría (de una vez por todas) que la Tierra no es redonda.

El pasado sábado por la tarde en el californiano desierto del Mojave, Hughes se elevó casi 600 metros sobre el suelo y vivió para contarlo. Aunque, según AP, sufrió algunas lesiones menores que no requirieron hospitalización.

Un pequeño paso para el hombre…

El lanzamiento se había pospuesto varias veces. El principal impedimento, había sido conseguir los permisos de la agencia federal para llevar a cabo el “experimento” en terrenos públicos. Sin embargo, la Oficina de Administración de Tierras dice no tener constancia de haber hablado con el equipo de Hughes.

Sus intentos fallidos previos, y el éxito del sábado, son parte del objetivo de impulsarse 84 kilómetros sobre la Tierra para fin de año y desmontar la gran conspiración esférica. El plan va con algo de retraso, porque técnicamente, el primer cohete debía haber sido lanzado en noviembre de 2017. El lanzamiento se pospuso de nuevo este año cuando el cohete no consiguió despegar por problemas técnicos.

Al final lo ha conseguido. Todo un aviso de que este hombre cumple lo que promete. Hughes declaró a AP que estaba “aliviado” y “contento”. Menos da una piedra.

fuente: xataka

Compartinos en...

Comentários: