Tareferos de Oberá denunciaron que la mercadería se desvió a otra organización

Los principales referentes de los “Tareferos en Lucha de Oberá” se sorprendieron el domingo cuando este Diario publicó que ellos eran los destinatarios de un cargamento de mercaderías proveniente del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación. No sabían nada y, buscando explicaciones, se trasladaron el lunes a Posadas a la sede local de ese Ministerio nacional.

Se enteraron porque PRIMERA EDICIÓN publicó un informe con fotografías (y un video en la versión digital del diario) tomadas el pasado martes 19, en un local céntrico de la capital provincial ubicado en Rioja casi Félix de Azara, donde se depositaron los víveres provenientes de Buenos Aires. El remito que el camionero presentó en el control de Rentas, en el ingreso a la provincia, indicaba que los destinatarios eran los “Tareferos en Lucha de Oberá” y tenía como persona física indicada a un dirigente llamado Fabio Dos Santos.

Con total indignación y exigiendo respuestas, las principales referentes de la organización tarefera se reunieron el lunes con el delegado local del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Ricardo Zacarías, quien explicó que él no gestionó la mercadería y que era un envío que no había pasado por sus manos.

Sin embargo, Zacarías y el director del PAMI de Posadas, Rolando Rubleski, estuvieron presentes durante la descarga. El lunes, en declaraciones radiales, los dos funcionarios de Cambiemos dieron explicaciones poco claras acerca de los motivos de su presencia en el lugar. Con el correr de los días se supo que ahí funciona una organización social que participó acompañando a un sublema de concejales en las elecciones de 2017.

Sandra Vera, dirigente tarefera, explicó a PRIMERA EDICIÓN que “nos atendió Zacarías y dijo que no sabía nada”. Lo llamativo es que nadie controló que los recursos terminaban en manos de una organización distinta a la que figuraba en el remito. Y lo sugestivo es que la beneficiada es nada menos que el Frente de Organizaciones en Lucha (FOL), una organización que ha sido muy beneficiada con asistencia social en los dos años y medio de Gobierno de Cambiemos y que ha tenido un crecimiento de la mano de millonarios recursos provenientes de la Nación.

Fabio Dos Santos, señalado en el remito, es referente del FOL y no tiene nada que ver con los peones rurales obereños.

Ante el reclamo, Zacarías le dijo a Vera y María Núñez (la otra dirigente de Tareferos en Lucha) que “va a enviar una nota a Buenos Aires para interrumpir la entrega de mercaderías al FOL y que recibamos nosotros”.

“Lo que ya se entregó no podemos recuperar pero a partir de ahora queremos que nos envíen a nosotros”, dijo Vera.

La nota mencionada, a la que accedió PRIMERA EDICIÓN y se publica en esta página, está dirigida a Alejandro Quintana, subsecretario de Organización Comunitaria del Ministerio que conduce la funcionaria macrista, Carolina Stanley. En la misma, Zacarías informa que “hemos recibido una denuncia de la organización Tareferos en Lucha de Oberá” donde “manifiestan que están usando su nombre para recibir los alimentos que se les entregan desde Nación”.

Consultado por este Diario, Ricardo Zacarías explicó que el desvío de la mercadería se produjo por “una cuestión interna entre ellos” y justificó el error en que “cuando hay divisiones como el caso de Oberá entre las cooperativas ellos tienen que informar al Ministerio para que sepan en Buenos Aires”.

“En este caso no informaron nada por eso se está desconociendo lo que está pasando. Pasa con muchas cooperativas, que se han separado del FOL o se han independizado de lo nacional y piden que se le baje las mismas condiciones que las nacionales. Eso es común pero tienen que informar”.

La propia Sandra Vera, que hace un tiempo integró el FOL, reconoció que “trabaja con el Gobierno de Cambiemos y recibe muchos más beneficios que cualquier otra organización, tanto a nivel provincial como nacional”.

Queda claro, con la explicación, que falta control de la mercadería que se distribuye para las familias humildes. Así como los tareferos de Oberá no recibieron los bienes que llegaron a nombre de su organización, esta situación podría estar repitiéndose en muchos lugares y causando desvíos hacia manos escrupulosas, especuladoras o de punteros políticos que responden al gobierno de turno para hacer clientelismo.

primera edicion

Compartinos en...

Comentários: