Cómo la diabetes puede afectar a los ojos

La diabetes es una de las enfermedades más frecuentes en la población y, sin tratamiento constituye una de las principales causas de ceguera. La oftalmóloga Natalia Candia, integrante de la Asociación Oftalmológica de Misiones indicó que: “esta enfermedad puede dañar la retina, que es un tejido situado en la parte interna de los ojos, a lo que se llama retinopatía diabética”, y agregó que “para tener buena visión es necesario una retina saludable”.

El riesgo de padecer esta patología se presenta en todas las personas con diabetes, tanto del tipo 1 como del tipo 2, también las mujeres embarazadas que presentan diabetes gestacional.

“La retinopatía diabética generalmente no ofrece ninguna señal de advertencia temprana”, informó la especialista, y remarcó que no se debe esperar tener síntomas, lo ideal es hacer controles antes de que los síntomas aparezcan, porque eso implicaría que la enfermedad ya avanzó y causó algún daño.

En referencia a la protección de la vista, Candia aseguró que “los médicos oftalmólogos, diabetólogos y clínicos recomendamos que las personas con diabetes se hagan un examen completo de sus ojos, con fondo de ojos incluido, por lo menos una vez al año”. En tanto, si ya se tiene un diagnóstico de algún grado de retinopatía diabética, quizá sea necesario exámenes más frecuentes ya que el tratamiento a tiempo reduce notablemente el riesgo de ceguera.

También es fundamental mantener dentro de valores normales los niveles de azúcar en sangre, presión arterial y colesterol, ya que “esto retrasa el daño por la enfermedad no solo en los ojos sino también de otros órganos como riñones, corazón, piel y terminaciones nerviosas por ejemplo”, remarcó.

Es fundamental mantener una buena comunicación con el médico oftalmólogo, la recomendación es hacerle preguntas para obtener la información que necesita para proteger su salud visual. “Si no comprende algo solicite que le informe por escrito o, pida a algún familiar o amigo que lo acompañe a la consulta, para comprender mejor su enfermedad y como prevenir y tratar las posibles complicaciones”, aseveró.

Es un trabajo tanto de los médicos como de los pacientes o de sus familiares, el cuidado de la visión. “Sea un paciente interesado en la salud de sus ojos”, concluyó.

Fuente: El Territorio

Compartinos en...

Comentários no Facebook