“No la quise perjudicar”, dijo la mujer que simulaba ser prensa de Juliana Awada

Florencia Bergamini, la mujer detenida ayer por hacerse pasar por la jefa de prensa de Juliana Awada y estafar a un grupo personas, negó conocer a la primera dama y aseguró que si tiene que pedirle perdón, lo haría. En su declaración ante el juez Rodolfo Canicoba Corral, la estafadora aclaró que no quiso perjudicarla. Su defensa pidió su excarcelación.

La acusada, de 39 años, fue detenida por estafar a al menos tres personas que pagaron unos 150 mil pesos por exclusivos paquetes para viajar al mundial y compartir el evento -incluso compartir avión- con el presidente Mauricio Macri y su esposa. Cuando le reclamaron algún comprobante y ella solo pudo presentar un pedido de presupuesto en Garbarino, la policía comenzó a investigar.

En una breve exposición en la secretaría del juzgado federal, aseguró que “devolvió todo el dinero” transferido a su cuenta, ya que sus clientes desistieron de viajar. También argumentó que las ventas no tenían nada que ver con la primera dama y que no buscó estafar a nadie. Para ella, todo se trató de “infinidades de calumnias e injurias” de personas que “ni siquiera conoce”.

Junto a su abogado, Bergamini pidió al juez un plazo de 48 horas estudiar la causa antes de ampliar su indagatoria. Por este motivo, sostuvo que no lo puede hacer estando detenida y reclamó que la liberen.

En la causa, también figura que la mujer sacó 400 mil pesos en ropa de un local de un shopping en zona norte, porque aludía que Awada era su “jefa”.

Además hay escuchas telefónicas directas, entre ellas una en la que le hablaba a su novio de la situación.”La plata la tenemos que devolver”, decía en una de esas conversaciones filtradas.

Para los próximos días, el juzgado citó como testigos a las denunciantes. Los investigadores también están esperando los resultados del peritaje a una de las computadoras secuestradas en el domicilio de Bergamini.

fuente: el territorio

Compartinos en...

Comentários no Facebook