¿Por qué absolvieron a Carlos Menem?

Este jueves, el expresidente Carlos Saúl Menem fue absuelto por la Cámara Federal de Casación Penal por prescripción en la causa por la venta ilegal de armas a Croacia y Ecuador. Es que, tras una investigación de 23 años y una condena de 7 años, que había sido ratificada por la Corte, el tribunal decidió revertir la condena que pesaba contra el actual senador nacional.

Según afirmaron los camaristas Liliana Catucci, Carlos Mahiques y Eduardo Riggi se venció el plazo razonable para la fijación de la pena contra el exmandatario, y otros 10 imputados, para determinar si son culpables o inocentes por el contrabando de 6.500 toneladas de armas a Ecuador y Croacia, ya que la causa se inició en 1995.

En ese sentido, la jueza Catucci advirtió que el contrabando no existió y que los plazos estaban vencidos, al tiempo que su par Riggi destacó que se habían dilatado todos los tiempos lógicos de la investigación penal; mientras que Mahiques decidió condenar a los implicados, salvo Menem y al ex director de Fabricaciones Militares, Jorge Antonio Cornejo Torino, ya que, según advirtió, no habían elementos probatorios que evidencien que conocían los delitos que se estaban cometiendo.

La causa se inició en 1995, pero como desde ese momento hasta la actualidad permanece con cargos públicos no se aplica la prescripción, ya que fue en ese entonces cuando, durante su primer mandato, el expresidente firmó 3 decretos con el objetivo de venderle armas a Panamá y Venezuela. Sin embargo, los 6.500 kilos llegaron a Croacia y Ecuador.

Pero más allá del desvío en el destino, sobre estos dos países a los que llegaron los armamentos nacionales pesaba un embargo de venta de armas que había sido impuesto por la Organización de Naciones Unidas (ONU), ya que se estaban en medio de un conflicto bélico. Ya en 2008, se inició el juicio y en 2011 Menem y otros 17 acusados, entre ellos Emir Yoma, cuñado del exmandatario, y Oscar Camilión, ministro de Defensa, fueron absueltos por el Tribunal Oral en lo Penal Económico 3.

De todas maneras, en 2013, la Cámara de Casación definió revocar ese fallo y, en cambio, condenó a 11 acusados por el delito de contrabando agravado. Ya en junio de ese año, el tribunal definió que el actual senador tenga una condena por 7 años de cárcel, 14 de inhabilitación para ejercer cargos públicos, tres años para ejercer el comercio y la perpetua para ser miembro de fuerzas de seguridad.

En tanto, en 2017, los jueces Ana María Figueroa, Ángela Ledesma y Juan Carlos Gemignani, de la Sala I de la Cámara de Casación, confirmó la condena contra el exmandatario. Ante este escenario, la defensa del senador decidió elevar su situación y presentar un recurso ante la Corte Suprema de Justicia la Nación.

Por su parte, el máximo tribunal aseguró que no se había cumplido con el doble conforme que exige el Pacto de San José de Costa Rica, también conocida como la Convención Americana de Derechos Humanos, y revocó la sentencia. Incluso, dispuso que regrese a Casación, ya que esta la garantía que se establece por este documento internacional, que permite que la sentencia sea revisada, no estaba cumplimentado.

Es decir que, en esta causa, donde Menem había sido absuelto por un tribunal oral y luego condenado por la Cámara de Casación, no había sido revisada como lo estipula el Pacto de San José de Costa Rica, el cual tiene rango constitucional. Al tiempo que ordenó que se revise el fallo “en el menor término posible” por la “trascendencia institucional de esta causa” y su extenso trámite procesal.

El Intransigente

Compartinos en...

Comentários no Facebook